Carta abierta al Director del FBI

Esta carta en inglés la recibí vía email de un amigo,  y como tantas cosas que se reciben sin conocer la fuente original, me propuse establecer su veracidad. Navegando en la Web, encontré que había sido republicada en incontables medios en inglés pero en los medios en español no pude encontrar mención alguna, en esa búsqueda me tropecé con un link con el nombre del autor y logré comunicarme con él a través de Facebook, me ofreció amistad y pude comprobar con toda seguridad la autenticidad de su carta y las credenciales de él. Hugh me autorizό a publicar esta traducción que le hice a su carta, después de revisarla con su hijo que domina el español y estar complacido con la misma. Hugh es de esos americanos que casi nunca hablan, esa mayoría silenciosa que construye este país y lo defiende y que en el próximo noviembre tratarán de hacer la diferencia para que los Estados Unidos de América sigan siendo lo que todos soñamos, un país bajo la Ley y bajo Dios con libertad y oportunidades para todos, y al cual vinimos para respetar sus leyes, sus costumbres y vivir y trabajar con orgullo y dignidad. Gracias Hugh Galyean por la valentía de defender a América siempre. Si desean leer el original en inglés pueden hacerlo en el siguiente link: http://citizensjournal.us/letter-to…

elbalserosuicida/2016

 

hugh

 

Carta al Director del FBI, Mr. JU. Comey del Agente Retirado del FBI Hugh W. Galyean

2 de septiembre del 2016

 Sr. James Comey, Director  Buro Federal de Investigaciones

Edificio J. Edgar Hoover

935 Avenida Pennsylvania N.W.

Washington, DC 20535-0001  

 

Señor:

Le escribo en relación con su declaración pública de julio de 2016 en la que informa al pueblo estadounidense que la investigación del FBI a Hillary Clinton fue cerrada sin ser referida a un Gran Jurado Federal o a la Fiscal General de los Estados Unidos para una decisión sobre si debe, o no, ser acusada.

Curiosamente, usted de manera elocuente desprende suficiente evidencia que se deduce de la investigación y que indican fuertemente que  existían abundantes pruebas descubiertas en el proceso de entrevista e investigación no sólo para acusarla, sino también para condenarla en la Corte Federal.

A pesar de ello, usted personalmente ha reformulado y atenuado las acciones que tomó la Secretaria de Estado, describiéndola en sus actos como “extremadamente negligente”  al usar un correo electrónico personal y un servidor sin seguridad para sus comunicaciones mientras fungía como Secretaria de Estado. Usted, ha reescrito los estatutos o procedimientos, lo cual no es su prerrogativa.

Como agente especial retirado del FBI, me veo en la obligación de escribir esta carta. Treinta años de trabajo en las fuerzas de cumplimiento de la ley, incluyendo 22 años como agente especial del FBI me han brindado el conocimiento, la pericia y la experiencia para cuestionar y confrontar sus acciones desconcertantes, las cuales (como bien usted sabe) se encuentran fuera de los procedimientos y estándares normales de operación del FBI y de los procedimientos judiciales federales.

Algunas de las mejores personas en el mundo llevan con orgullo las credenciales de agente del FBI y usted con sus acciones los ha ensuciado y no les ha permitido hablar. Pero yo no me voy a mantener en silencio.

Realmente lo siento, pero no Señor, la señora Clinton no fue solo descuidada o muy descuidada. Ni siquiera fue negligente o gravemente negligente (como requieren los estatutos de procedimiento). Hillary Clinton tuvo conocimiento de propósito, en sus decisiones y acciones, para configurar un servidor privado bajo su posesión y control exclusivo con el fin de disponer a su antojo de la información que el público estadounidense y el Congreso pudieran recibir con respecto a sus acciones como Secretaria de Estado. En adición, ella tomo esas comunicaciones, propiedad del gobierno, como su propiedad personal al concluir sus funciones  y con conocimiento y sin dudarlo realizo intentos por destruir o borrar información que permitiera conocer sus acciones nefastas y así evitar que se utilizaran como prueba de su corrupto carácter moral.

Señor, ¿Qué le hizo dar ese paso? Fue presionado políticamente para llegar a esta decisión? Me temo que es el caso, y se está condenando al imperio de la Ley. Estoy avergonzado por ello y avergonzado de usted. Está sentando un precedente que tal vez nunca pueda ser rectificado y ciertamente sin justificación. Qué vergüenza, señor. Usted debe renunciar ahora mismo, en desgracia, por lo que ha hecho para empañar la reputación de la más prestigiosa Agencia Policial en el mundo por razones completamente políticas.

Normalmente, una investigación se le asigna a un agente, o un equipo de agentes, nombrándose a uno de ellos Agente de Caso o investigador principal. Cuando se completa la investigación, se presenta un informe de la misma al procurador de los EE.UU. para el Distrito Federal en cuestión. Eso sería, en este caso, la Fiscal General de los Estados Unidos, que es quien decide si va a rechazar un enjuiciamiento para esa investigación. NO el agente del FBI. Pero en la investigación de Ms Clinton, USTED (unilateralmente) decidió no remitir la investigación al Procurador o  Fiscal General de los EE.UU., en cambio, usted personalmente tomό la decisión de no procesarla, incluso tampoco de proporcionar la información a un Gran Jurado Federal. Usted se equivocó al tomar esta decisión por usted mismo.

Señor, en un encausamiento, solamente una evidencia preponderante o el 51% es necesaria para que exista una causa probable. Usted no pensó siquiera que ese nivel de probabilidad existía? ¿A quién cree que está engañando? ¿Cuál procedimiento judicial les pareció que estaban aplicando?

A lo largo de mis años con el FBI, fue para mí (junto a otros agentes que fueron mis compañeros) un gran orgullo la realización de cada investigación en una manera imparcial, independientemente de la posición en la comunidad de los individuos investigados. Todos fueron tratados igualmente ante la ley. Pero usted, Señor, decidió permitir que este ser humano, corrupto, malvado y peligroso saliera libre sin ser cuestionado por sus actos de traición (sí, traicion, en mi opinión), que amenazaron la seguridad de esta nación. Además, usted fue más allá, al detener el tratamiento de la investigación de la Fundación Clinton como un caso R.I.C.O., (o sea como un caso de Extorsión, Influencia y Organización Corrupta). Si alguna vez hubo un caso R.I.C.O. este era uno de ellos. Incluso una persona sin entrenamiento puede darse cuenta, por las comunicaciones que se recuperaron, de que Hillary Clinton pasό más tiempo trabajando para la Fundación Clinton, que el que empleό en sus funciones como Secretaria de Estado. Se puede argumentar que Hillary no hizo ningún negocio de estado si no había algún beneficio para la Fundación Clinton. Y Usted permitió que esta verdad incómoda  fuera soslayada sin hacerle frente.

Voy a concluir con esto: Después de mi retiro del FBI, me ofrecí para una misión de 12 mes de servicio en Afganistán como Profesional de Cumplimiento de la Ley, integrado en las Fuerzas de Estados Unidos como Perito Experto en las investigaciones contra el terrorismo. La mayor parte de ese año estuve operando fuera del alcance de la red de comunicaciones inalámbricas del ejército, patrullando con las tropas, entrevistando a los testigos de los incidentes de IED ( improvised explosive device) o dispositivos explosivos improvisados y la obtención de pruebas en el terreno contra los enemigos. Los resultados de mi trabajo debían ser reportados, a través de los canales seguros establecidos, al Oficial de la Comandancia. Todos los informes y comunicaciones estaban requeridos a ser transmitidos por vía segura y mediante dispositivos codificados. De vez en cuando mi ubicación remota en las montañas de Afganistán hizo imposible la transmisión y tuve que volar de regreso a la base aérea de Bagram, a fin de informar de forma segura al Comandante de la situación en el terreno de batalla. Para mi hubiera sido conveniente haber llamado al Comandante desde mi teléfono celular personal o escribirle un correo electrónico en mi computadora personal portátil. Sin embargo, hacer esto habría estado informando material clasificado a través de un dispositivo no seguro y la información podría haber sido comprometida. En esto es en lo que se convirtieron las   comunicaciones de la Secretaria de Estado: en secretos con bajo nivel de clasificación. Si yo hubiera enviado solo un documento de tal manera, hubiera sido procesado y enviado a prisión federal por no menos de 20 años. Es decir una violación  considerada de alta gravedad. 

Ahora, gracias a usted a Hillary Clinton, se le ha permitido continuar con sus actividades R.I.C.O. y correr como candidata a Presidente de los Estados Unidos, la posición más poderosa en el mundo. Usted ha pisoteado el Orden de la Ley y ha destruido la confianza del pueblo estadounidense en el FBI y en la aplicación imparcial de la ley. ¿Cómo usted duerme en la noche? Creo, Señor, que es tiempo de que usted se marche a trabajar para la Fundación Clinton.

Sinceramente,

Hugh W. Galyean (Agente del FBI, Retirado)


Credenciales de Hugh W. Galyean:

Educacion:

– B.A. Harding University 1970. (Estudios Bíblicos y Comunicación Oral)

– Estudios de Post Grado en la Universidad de Maryland,

– College Park. y North East Louisiana University, Monroe, LA.

Historia Laboral:

–  Misionero y Ministro de Púlpito para Las Iglesias de Cristo (Sin Denominación ) 1970 – 1982

– Patrullero Designado con la Policía Estatal de Maryland 1975 y prestό servicio como Patrullero Uniformado de Policía e Investigador de Crímenes Mayores hasta 1981. Mereció el Premio al Valor del Gobernador del estado en 1979.

– Designado Agente Especial del Buró Federal de Investigaciones (FBI) 1983.

Asignado a la División de New Orleans después de completar el entrenamiento en la Academia del FBI.

Asignado a la División de Omaha 1983 – 85

Asignado a la División de San Francisco 1985 hasta su retiro en 2004.

Recibió tres Premios del Director del FBI por excelencia en las Investigaciones

Recibió un Premio por Servicio de Calidad por su excelente trayectoria en el FBI.

Designado Director de Seguridad de la Patria y Servicios de Emergencias (Homeland Security and Emergency Services) en el Condado de Alameda, California, Septiembre 2004 – Octubre, 2005.

Prestó servicios en cumplimiento de misión del deber por 12 meses en Afganistán como Profesional de Cumplimiento de la Ley con el contratista MPRI, uniformado con las Fuerzas de Estados Unidos como perito experto en asuntos de contra terrorismo desde Feb. 2008 – Marzo 2009.

 

 

 

Una respuesta

  1. […] Carta abierta al Director del FBI […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: